COMPARTIR
Foto: Cooperativa La Brújula

Entrevista con ALEJANDRO CRESPO

Secretario General del Sindicato Único de los Trabajadores del Neumático (SUTNA)

 

¿Cómo se explica el reciente triunfo que consiguieron con lista de unidad Negra-Roja-Granate, sobre la que conduce el adjunto de la CTA kirchnerista, Pedro Wasiejko?

El triunfo de la Negra es la expresión de muchos años de organización independiente de la burocracia sindical, principalmente en Fate, donde dirigimos la seccional desde años. Esto nos permitió mostrarle al resto de los trabajadores del gremio, cómo se puede llevar adelante la organización colectiva, avanzar en muchas reivindicaciones y defender los intereses de todos los compañeros. Hemos pasado por muchas situaciones, pero siempre privilegiamos la evolución en la conciencia y la organización de los trabajadores frente al Estado, la burocracia sindical y  las patronales.

Por el contrario, Wasiejko y su camarilla burocrática ha sido durante mucho tiempo un factor negativo para los trabajadores. No sólo por tomar decisiones a espaldas de los compañeros, sino también porque este método llevaba consigo el acuerdo con las patronales en detrimento de los trabajadores. El ejemplo del acuerdo de reducción salarial en Pirelli fue la gota que colmó el vaso de los compañeros, que en estas últimas elecciones votaron masivamente a la Negra. Todo esto sumado a que el SUTNA San Fernando se puso a la cabeza de las movilizaciones contra el impuesto al salario que convocaron a miles de trabajadores de distintos gremios. La negativa del gobierno kirchnerista a dejar de saquear el salario y la filiación de Wasiejko con el gobierno lo llevó una y otra vez a ponerse de espaldas a los reclamos más elementales de los trabajadores.

 

¿Cuál es la situación de los trabajadores del gremio neumático, cuáles son sus principales reivindicaciones?

Luego de muchos años de conducción de la burocracia kirchnerista ha quedado un gremio con muchas desigualdades en las diferentes plantas. Esto hace que estemos peleando por un aumento salarial que permita llevar el salario básico a un nivel más alto y reduzca el nivel de incidencia de los “premios” en el salario de bolsillo. Al mismo tiempo, hemos largado una encuesta en todo el gremio para tener con más precisiones la situación de la salud de todos los compañeros. De cualquier manera, la situación en muchos sectores es desastrosa y ya hemos empezado a tomar cartas en el asunto.

 

¿Qué perspectivas ves para la CTA en el actual contexto político?

La CTA continúa su proceso de disgregación producto de la incidencia de las corrientes políticas patronales y del Estado. El kirchnerismo partió la CTA al medio y profundizó la atomización de los trabajadores. La unificación de los trabajadores de la CTA no va a venir de la mano de las direcciones burocráticas que pactan con los gobiernos de turno. Será necesario un congreso de bases de toda la CTA que resuelva un programa de acción que permita que los trabajadores sean los protagonistas en sus herramientas de organización.

 

¿Cómo interpretás el intento de reunificación de la CGT?

La unificación de la CGT es un acto de autodefensa de camarillas que pretenden seguir enquistados en las direcciones de los sindicatos. Han negociado una tregua con el gobierno macrista, arman una pantomima de reunificación de espaldas a los trabajadores con la promesa de un paro aislado para evitar una irrupción general de la clase obrera. Ellos se proponen como garantes del ajuste. Nosotros vamos en el sentido exactamente inverso, hemos conquistado la dirección del sindicato para ponerlo a disposición de los intereses generales de los trabajadores.

 

¿Qué papel puede jugar el sindicalismo combativo frente al gobierno de Macri?

Ya estamos jugando un importante papel. Venimos de copar la Plaza de Mayo el 9 de agosto contra el ajuste y el tarifazo, por la reapertura de las paritarias, la anulación del impuesto al salario, y para mostrar la necesidad de un paro y plan de lucha para quebrar el ajuste que ya está golpeando y promete ser mucho más agudo. En cada etapa que atravesemos está presente el problema de recuperar los sindicatos. Esta es una gran etapa donde los trabajadores tienen la posibilidad de transformar cada traición de sus representantes sindicales en una nueva organización que los desplace y coloque allí a los compañeros que defiendan sus intereses. La recuperación del Sutna es un ejemplo de esa posibilidad para todos los trabajadores, podemos recuperar los sindicatos y lo estamos haciendo.

 

 ¿Es posible avanzar en la coordinación y unidad del sindicalismo combativo?

Claro que sí. La mejor coordinación es ponernos en acción y construir una gran corriente clasista en todo el país que desplace a la burocracia y ponga en manos de todos los trabajadores los sindicatos. Cada día, los sindicatos independientes, antiburocráticos y de lucha tenemos más responsabilidad. A cada paso tenemos que mostrar una perspectiva independiente del Estado y las patronales para lograr la más avanzada organización de los trabajadores y que la crisis la paguen los patrones.

SIN COMENTARIOS

RESPONDER